Entradas

Mostrando entradas de 2016

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 15 VERSOS 1 AL 35

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 15 VERSOS 1 AL 35
Después Samuel dijo a Saúl: Jehová me envió a que te un- 15
giese por rey sobre su pueblo Israel; ahora, pues, está atento a
las palabras de Jehová. Así ha dicho Jehová de los ejércitos: 2
Yo castigaré lo que hizo Amalec a Israel al oponérsele en el
camino cuando subía de Egipto. Ve, pues, y hiere a Amalec, 3

15. 4–20 I Samuel 430
y destruye todo lo que tiene, y no te apiades de él; mata a
hombres, mujeres, niños, y aun los de pecho, vacas, ovejas,
4 camellos y asnos. Saúl, pues, convocó al pueblo y les pasó
revista en Telaim, doscientos mil de a pie, y diez mil hombres
5 de Judá. Y viniendo Saúl a la ciudad de Amalec, puso em-
6 boscada en el valle. Y dijo Saúl a los ceneos: Idos, apartaos
y salid de entre los de Amalec, para que no os destruya juntamente
con ellos; porque vosotros mostrasteis misericordia a
todos los hijos de Israel, cuando subían de Egipto. Y se apar-
7 taron los ceneos de entre los hijos de Amalec. Y Saúl derrotó

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 14 VERSOS 1 AL 52

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 14 VERSOS 1 AL 52

14 Aconteció un día, que Jonatán hijo de Saúl dijo a su criado
que le traía las armas: Ven y pasemos a la guarnición de los
filisteos, que está de aquel lado. Y no lo hizo saber a su padre.
2 Y Saúl se hallaba al extremo de Gabaa, debajo de un granado
que hay en Migrón, y la gente que estaba con él era como seis-
3 cientos hombres. Y Ahías hijo de Ahitob, hermano de Icabod,
hijo de Finees, hijo de Elí, sacerdote de Jehová en Silo, llevaba
4 el efod; y no sabía el pueblo que Jonatán se hubiese ido. Y
entre los desfiladeros por donde Jonatán procuraba pasar a la
guarnición de los filisteos, había un peñasco agudo de un lado,
y otro del otro lado; el uno se llamaba Boses, y el otro Sene.
5 Uno de los peñascos estaba situado al norte, hacia Micmas,
6 y el otro al sur, hacia Gabaa. D¼o, pues, Jonatán a su paje
de armas: Ven, pasemos a la guarnición de estos incircuncisos;
quizá haga algo Jehová por nosotros, pues no es difícil para
7 Jehov…

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 13 VERSOS 1 AL 23

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 13 VERSOS 1 AL 23

13 Había ya reinado Saúl un año; y cuando hubo reinado dos
2 años sobre Israel, escogió luego a tres mil hombres de Israel,
de los cuales estaban con Saúl dos mil en Micmas y en el monte
de Bet-el, y mil estaban con Jonatán en Gabaa de Benjamín;

425 I Samuel 13. 3–17
y envió al resto del pueblo cada uno a sus tiendas. Y Jonatán 3
atacó a la guarnición de los filisteos que había en el collado, y
lo oyeron los filisteos. E hizo Saúl tocar trompeta por todo el
país, diciendo: Oigan los hebreos. Y todo Israel oyó que se de- 4
cía: Saúl ha atacado a la guarnición de los filisteos; y también
que Israel se había hecho abominable a los filisteos. Y se juntó
el pueblo en pos de Saúl en Gilgal. Entonces los filisteos se 5
juntaron para pelear contra Israel, treinta mil carros, seis mil
hombres de a caballo, y pueblo numeroso como la arena que
está a la orilla del mar; y subieron y acamparon en Micmas,
al oriente de Bet-avén. Cuando los hombres …

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 12 VERSOS 1 AL 25

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 12 VERSOS 1 AL 25

Dijo Samuel a todo Israel: He aquí, yo he oído vuestra voz 12
en todo cuanto me habéis dicho, y os he puesto rey. Ahora, 2
pues, he aquí vuestro rey va delante de vosotros. Yo soy ya viejo
y lleno de canas; pero mis hijos están con vosotros, y yo he
andado delante de vosotros desde mi juventud hasta este día.
Aquí estoy; atestiguad contra mí delante de Jehová y delante 3
de su ungido, si he tomado el buey de alguno, si he tomado
el asno de alguno, si he calumniado a alguien, si he agraviado
a alguno, o si de alguien he tomado cohecho para cegar mis
ojos con él; y os lo restituiré. Entonces dijeron: Nunca nos 4
has calumniado ni agraviado, ni has tomado algo de mano de
ningún hombre. Y él les dijo: Jehová es testigo contra voso- 5
tros, y su ungido también es testigo en este día, que no habéis
hallado cosa alguna en mi mano. Y ellos respondieron: Así es.
Entonces Samuel dijo al pueblo: Jehová que designó a Moisés 6
y a Aarón, y sacó a …

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 11 VERSOS 1 AL 15

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 11 VERSOS 1 AL 15

11 Después subió Nahas amonita, y acampó contra Jabes de
Galaad. Y todos los de Jabes dijeron a Nahas: Haz alianza con
2 nosotros, y te serviremos. Y Nahas amonita les respondió:
Con esta condición haré alianza con vosotros, que a cada uno
de todos vosotros saque el ojo derecho, y ponga esta afrenta
3 sobre todo Israel. Entonces los ancianos de Jabes le dijeron:
Danos siete días, para que enviemos mensajeros por todo el
territorio de Israel; y si no hay nadie que nos defienda, saldre-
4 mos a ti. Llegando los mensajeros a Gabaa de Saúl, dijeron
estas palabras en oídos del pueblo; y todo el pueblo alzó su voz
5 y lloró. Y he aquí Saúl que venía del campo, tras los bueyes;
y dijo Saúl: ¿Qué tiene el pueblo, que llora? Y le contaron las
6 palabras de los hombres de Jabes. Al oír Saúl estas palabras,
el Espíritu de Dios vino sobre él con poder; y él se encendió en
7 ira en gran manera. Y tomando un par de bueyes, los cortó
en trozos y los…

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 10 VERSOS 1 AL 27

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 10 VERSOS 1 AL 27
10 Tomando entonces Samuel una redoma de aceite, la derramó
sobre su cabeza, y lo besó, y le dijo: ¿No te ha ungido
2 Jehová por príncipe sobre su pueblo Israel? Hoy, después que
te hayas apartado de mí, hallarás dos hombres junto al sepulcro
de Raquel, en el territorio de Benjamín, en Selsa, los cuales
te dirán: Las asnas que habías ido a buscar se han hallado; tu
padre ha dejado ya de inquietarse por las asnas, y está afli-
3 gido por vosotros, diciendo: ¿Qué haré acerca de mi h¼o? Y
luego que de allí sigas más adelante, y llegues a la encina de
Tabor, te saldrán al encuentro tres hombres que suben a Dios
en Bet-el, llevando uno tres cabritos, otro tres tortas de pan,
4 y el tercero una vas¼a de vino; los cuales, luego que te hayan
saludado, te darán dos panes, los que tomarás de mano de
5 ellos. Después de esto llegarás al collado de Dios donde está
la guarnición de los filisteos; y cuando entres allá en la ciudad
encontrarás una c…

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 9 VERSOS 1 AL 27

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 9 VERSOS 1 AL 27
9 Había un varón de Benjamín, hombre valeroso, el cual se
llamaba Cis, hijo de Abiel, hijo de Zeror, hijo de Becorat, hijo
2 de Afía, hijo de un benjamita. Y tenía él un hijo que se llamaba
Saúl, joven y hermoso. Entre los hijos de Israel no había
otro más hermoso que él; de hombros arriba sobrepasaba a
3 cualquiera del pueblo. Y se habían perdido las asnas de Cis,
padre de Saúl; por lo que dijo Cis a Saúl su hijo: Toma ahora
contigo alguno de los criados, y levántate, y ve a buscar las
4 asnas. Y él pasó el monte de Efraín, y de allí a la tierra de
Salisa, y no las hallaron. Pasaron luego por la tierra de Saalim,
y tampoco. Después pasaron por la tierra de Benjamín, y no
5 las encontraron. Cuando vinieron a la tierra de Zuf, Saúl dijo
a su criado que tenía consigo: Ven, volvámonos; porque quizá
mi padre, abandonada la preocupación por las asnas, estará
6 acongojado por nosotros. Él le respondió: He aquí ahora hay
en esta ciudad un var…

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 8 VERSOS 1 AL 22

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 8 VERSOS 1 AL 22
Aconteció que habiendo Samuel envejecido, puso a sus hijos 8
por jueces sobre Israel. Y el nombre de su hijo primogénito 2
fue Joel, y el nombre del segundo, Abías; y eran jueces en
Beerseba. Pero no anduvieron los hijos por los caminos de su 3
padre, antes se volvieron tras la avaricia, dejándose sobornar
y pervirtiendo el derecho. Entonces todos los ancianos de Is- 4
rael se juntaron, y vinieron a Ramá para ver a Samuel, y le 5
dijeron: He aquí tú has envejecido, y tus hijos no andan en
tus caminos; por tanto, constitúyenos ahora un rey que nos
juzgue, como tienen todas las naciones. Pero no agradó a Sa- 6
muel esta palabra que dijeron: Danos un rey que nos juzgue. Y
Samuel oró a Jehová. Y dijo Jehová a Samuel: Oye la voz del 7
pueblo en todo lo que te digan; porque no te han desechado a
ti, sino a mí me han desechado, para que no reine sobre ellos.
Conforme a todas las obras que han hecho desde el día que 8
los saqué de Egipto hasta…

PRIMER LIBRO SE SAMUEL CAPITULO 7 VERSOS 1 AL 17

PRIMER LIBRO SE SAMUEL CAPITULO 7 VERSOS 1 AL 17

7 Vinieron los de Quiriat-jearim y llevaron el arca de Jehová,
y la pusieron en casa de Abinadab, situada en el collado; y
santificaron a Eleazar su hijo para que guardase el arca de Je-
2 hová. Desde el día que llegó el arca a Quiriat-jearim pasaron
muchos días, veinte años; y toda la casa de Israel lamentaba en
3 pos de Jehová. Habló Samuel a toda la casa de Israel, diciendo:
Si de todo vuestro corazón os volvéis a Jehová, quitad los
dioses ajenos y a Astarot de entre vosotros, y preparad vuestro
corazón a Jehová, y sólo a él servid, y os librará de la mano de
4 los filisteos. Entonces los hijos de Israel quitaron a los baales
5 y a Astarot, y sirvieron sólo a Jehová. Y Samuel dijo: Reunid
6 a todo Israel en Mizpa, y yo oraré por vosotros a Jehová. Y
se reunieron en Mizpa, y sacaron agua, y la derramaron delante
de Jehová, y ayunaron aquel día, y dijeron allí: Contra
Jehová hemos pecado. Y juzgó Samuel a los hijos de Israel en
7 Mizp…

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 6 VERSOS 1 AL 21

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 6 VERSOS 1 AL 21
6 Estuvo el arca de Jehová en la tierra de los filisteos sie-
2 te meses. Entonces los filisteos, llamando a los sacerdotes y
adivinos, preguntaron: ¿Qué haremos del arca de Jehová? Hacednos
saber de qué manera la hemos de volver a enviar a su
3 lugar. Ellos dijeron: Si enviáis el arca del Dios de Israel, no la
enviéis vacía, sino pagadle la expiación; entonces seréis sanos,
4 y conoceréis por qué no se apartó de vosotros su mano. Y
ellos dijeron: ¿Y qué será la expiación que le pagaremos? Ellos
respondieron: Conforme al número de los príncipes de los filisteos,
cinco tumores de oro, y cinco ratones de oro, porque una
misma plaga ha afligido a todos vosotros y a vuestros prínci-
5 pes. Haréis, pues, figuras de vuestros tumores, y de vuestros
ratones que destruyen la tierra, y daréis gloria al Dios de Israel;
quizá aliviará su mano de sobre vosotros y de sobre vuestros
6 dioses, y de sobre vuestra tierra. ¿Por qué endurecéis vuestro
cor…

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 5 VERSOS 1 AL 12

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 5 VERSOS 1 AL 12

Cuando los filisteos capturaron el arca de Dios, la llevaron 5
desde Eben-ezer a Asdod. Y tomaron los filisteos el arca de 2
Dios, y la metieron en la casa de Dagón, y la pusieron junto
a Dagón. Y cuando al siguiente día los de Asdod se levan- 3
taron de mañana, he aquí Dagón postrado en tierra delante
del arca de Jehová; y tomaron a Dagón y lo volvieron a su
lugar. Y volviéndose a levantar de mañana el siguiente día, 4
he aquí que Dagón había caído postrado en tierra delante del
arca de Jehová; y la cabeza de Dagón y las dos palmas de sus
manos estaban cortadas sobre el umbral, habiéndole quedado
a Dagón el tronco solamente. Por esta causa los sacerdotes 5
de Dagón y todos los que entran en el templo de Dagón no

5. 6–6. 6 I Samuel 414
6 pisan el umbral de Dagón en Asdod, hasta hoy. Y se agravó
la mano de Jehová sobre los de Asdod, y los destruyó y los
7 hirió con tumores en Asdod y en todo su territorio. Y viendo
esto los de Asdod, di…

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 4 VERSOS 1 AL 22

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 4 VERSOS 1 AL 22

4 Y Samuel habló a todo Israel. Por aquel tiempo salió Israel
a encontrar en batalla a los filisteos, y acampó junto a
2 Eben-ezer, y los filisteos acamparon en Afec. Y los filisteos
presentaron la batalla a Israel; y trabándose el combate, Israel
fue vencido delante de los filisteos, los cuales hirieron en
3 la batalla en el campo como a cuatro mil hombres. Cuando
volvió el pueblo al campamento, los ancianos de Israel d¼eron:
¿Por qué nos ha herido hoy Jehová delante de los filisteos?
Traigamos a nosotros de Silo el arca del pacto de Jehová, para
que viniendo entre nosotros nos salve de la mano de nuestros
4 enemigos. Y envió el pueblo a Silo, y trajeron de allá el arca
del pacto de Jehová de los ejércitos, que moraba entre los querubines;
y los dos hijos de Elí, Ofni y Finees, estaban allí con
5 el arca del pacto de Dios. Aconteció que cuando el arca del
pacto de Jehová llegó al campamento, todo Israel gritó con tan
6 gran júbilo que…

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 3 VERSOS 1 AL 21

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 3 VERSOS 1 AL 21

411 I Samuel 3. 1–19
El joven Samuel ministraba a Jehová en presencia de Elí; y 3
la palabra de Jehová escaseaba en aquellos días; no había visión
con frecuencia. Y aconteció un día, que estando Elí acostado 2
en su aposento, cuando sus ojos comenzaban a oscurecerse
de modo que no podía ver, Samuel estaba durmiendo en el 3
templo de Jehová, donde estaba el arca de Dios; y antes que
la lámpara de Dios fuese apagada, Jehová llamó a Samuel; y 4
él respondió: Heme aquí. Y corriendo luego a Elí, dijo: Heme 5
aquí, ¿Para qué me llamaste? Y Elí le dijo: Yo no he llamado;
vuelve y acuéstate. Y él se volvió y se acostó. Y Jehová volvió 6
a llamar otra vez a Samuel. Y levantándose Samuel, vino a
Elí y dijo: Heme aquí; ¿para qué me has llamado? Y él d¼o:
Hijo mío, yo no he llamado; vuelve y acuéstate. Y Samuel no 7
había conocido aún a Jehová, ni la palabra de Jehová le había
sido revelada. Jehová, pues, llamó la tercera vez a Samuel. 8
Y él se l…

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 2 VERSOS 1 AL 36

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 2 VERSOS 1 AL 36

2 Y Ana oró y dijo: Mi corazón se regocija en Jehová, Mi poder
se exalta en Jehová; Mi boca se ensanchó sobre mis enemi-
2 gos, Por cuanto me alegré en tu salvación. No hay santo como
Jehová; Porque no hay ninguno fuera de ti, Y no hay refugio
3 como el Dios nuestro. No multipliquéis palabras de grandeza
y altanería; Cesen las palabras arrogantes de vuestra boca;
Porque el Dios de todo saber es Jehová, Y a él toca el pesar las
4 acciones. Los arcos de los fuertes fueron quebrados, Y los dé-
5 biles se ciñeron de poder. Los saciados se alquilaron por pan,
Y los hambrientos dejaron de tener hambre; Hasta la estéril

409 I Samuel 2. 6–22
ha dado a luz siete, Y la que tenía muchos hijos languidece.
Jehová mata, y él da vida; Él hace descender al Seol, y hace 6
subir. Jehová empobrece, y él enriquece; Abate, y enaltece. 7
Él levanta del polvo al pobre, Y del muladar exalta al menes- 8
teroso, Para hacerle sentarse con príncipes y heredar un …

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 1 VERSOS 1 AL 28

PRIMER LIBRO DE SAMUEL CAPITULO 1
VERSOS 1 AL 28
primer libro de
samuel
Hubo un varón de Ramataim de Zofim, del monte de 1
Efraín, que se llamaba Elcana ho de Jeroham, hijo
de Eliú, hijo de Tohu, hijo de Zuf, efrateo. Y tenía 2
él dos mujeres; el nombre de una era Ana, y el de la
otra, Penina. Y Penina tenía hijos, mas Ana no los tenía. Y 3
todos los años aquel varón subía de su ciudad para adorar y
para ofrecer sacrificios a Jehová de los ejércitos en Silo, donde
estaban dos hijos de Elí, Ofni y Finees, sacerdotes de Jehová.
Y cuando llegaba el día en que Elcana ofrecía sacrificio, da- 4
ba a Penina su mujer, a todos sus hijos y a todas sus hijas,
a cada uno su parte. Pero a Ana daba una parte escogida; 5
porque amaba a Ana, aunque Jehová no le había concedido
tener hijos. Y su rival la irritaba, enojándola y entristecién- 6
dola, porque Jehová no le había concedido tener hijos. Así 7
hacía cada año; cuando subía a la casa de Jehová, la irritaba
así; por lo cual Ana lloraba, y no co…

RUT CAPITULO 4 VERSOS 1 AL 22

RUT CAPITULO 4 VERSOS 1 AL 22
405 Rut 4. 1–14
Booz subió a la puerta y se sentó allí; y he aquí pasaba aquel 4
pariente de quien Booz había hablado, y le dijo: Eh, fulano,
ven acá y siéntate. Y él vino y se sentó. Entonces él tomó 2
a diez varones de los ancianos de la ciudad, y dijo: Sentaos
aquí. Y ellos se sentaron. Luego dijo al pariente: Noemí, que 3
ha vuelto del campo de Moab, vende una parte de las tierras
que tuvo nuestro hermano Elimelec. Y yo decidí hacértelo 4
saber, y decirte que la compres en presencia de los que están
aquí sentados, y de los ancianos de mi pueblo. Si tú quieres
redimir, redime; y si no quieres redimir, decláramelo para que
yo lo sepa; porque no hay otro que redima sino tú, y yo después
de ti. Y él respondió: Yo redimiré. Entonces replicó Booz: El 5
mismo día que compres las tierras de mano de Noemí, debes
tomar también a Rut la moabita, mujer del difunto, para que
restaures el nombre del muerto sobre su posesión. Y respondió 6
el pariente: No puedo red…

RUT CAPITULO 3 VERSOS 1 AL 18

RUT CAPITULO 3 VERSOS 1 AL 18

Después le dijo su suegra Noemí: Hija mía, ¿no he de buscar 3

3. 2–18 Rut 404
2 hogar para ti, para que te vaya bien? ¿No es Booz nuestro pariente,
con cuyas criadas tú has estado? He aquí que él avienta
3 esta noche la parva de las cebadas. Te lavarás, pues, y te
ungirás, y vistiéndote tus vestidos, irás a la era; mas no te
darás a conocer al varón hasta que él haya acabado de comer
4 y de beber. Y cuando él se acueste, notarás el lugar donde se
acuesta, e irás y descubrirás sus pies, y te acostarás allí; y él te
5 dirá lo que hayas de hacer. Y ella respondió: Haré todo lo que
6 tú me mandes. Descendió, pues, a la era, e hizo todo lo que
7 su suegra le había mandado. Y cuando Booz hubo comido y
bebido, y su corazón estuvo contento, se retiró a dormir a un
lado del montón. Entonces ella vino calladamente, y le descu-
8 brió los pies y se acostó. Y aconteció que a la medianoche se
estremeció aquel hombre, y se volvió; y he aquí, una mujer es-
9 taba acost…

RUT CAPITULO 2 VERSOS 1 AL 23

RUT CAPITULO 2 VERSOS 1 AL 23
2 Tenía Noemí un pariente de su marido, hombre rico de la
2 familia de Elimelec, el cual se llamaba Booz. Y Rut la moabita
dijo a Noemí: Te ruego que me dejes ir al campo, y recogeré
espigas en pos de aquel a cuyos ojos hallare gracia. Y ella le
3 respondió: Ve, hija mía. Fue, pues, y llegando, espigó en el
campo en pos de los segadores; y aconteció que aquella parte
del campo era de Booz, el cual era de la familia de Elimelec.
4 Y he aquí que Booz vino de Belén, y dijo a los segadores: Jehová
sea con vosotros. Y ellos respondieron: Jehová te bendiga.
5 Y Booz dijo a su criado el mayordomo de los segadores: ¿De
6 quién es esta joven? Y el criado, mayordomo de los segadores,
respondió y dijo: Es la joven moabita que volvió con Noemí
7 de los campos de Moab; y ha dicho: Te ruego que me dejes
recoger y juntar tras los segadores entre las gavillas. Entró,
pues, y está desde por la mañana hasta ahora, sin descansar
8 ni aun por un momento. Entonces Booz dijo …

RUT CAPITULO 1 VERSOS 1 AL 22

RUT
 CAPITULO 1 VERSOS 1 AL 22
Aconteció en los días que gobernaban los jueces, que 1
hubo hambre en la tierra. Y un varón de Belén de
Judá fue a morar en los campos de Moab, él y su
mujer, y dos hijos suyos. El nombre de aquel va- 2
rón era Elimelec, y el de su mujer, Noemí; y los nombres de
sus hijos eran Mahlón y Quelión, efrateos de Belén de Judá.
Llegaron, pues, a los campos de Moab, y se quedaron allí. Y 3
murió Elimelec, marido de Noemí, y quedó ella con sus dos
hijos, los cuales tomaron para sí mujeres moabitas; el nom- 4
bre de una era Orfa, y el nombre de la otra, Rut; y habitaron
allí unos diez años. Y murieron también los dos, Mahlón y 5
Quelión, quedando así la mujer desamparada de sus dos hijos
y de su marido. Entonces se levantó con sus nueras, y regre- 6
só de los campos de Moab; porque oyó en el campo de Moab
que Jehová había visitado a su pueblo para darles pan. Salió, 7
pues, del lugar donde había estado, y con ella sus dos nueras,
y comenzaron a caminar para volve…

JUECES CAPITULO 21 VERSOS 1 AL 25

JUECES CAPITULO 21 VERSOS 1 AL 25
Los varones de Israel habían jurado en Mizpa, diciendo: 21
Ninguno de nosotros dará su hija a los de Benjamín por mujer.
Y vino el pueblo a la casa de Dios, y se estuvieron allí 2
hasta la noche en presencia de Dios; y alzando su voz hicieron
gran llanto, y dijeron: Oh Jehová Dios de Israel, ¿por qué ha 3
sucedido esto en Israel, que falte hoy de Israel una tribu? Y al 4
día siguiente el pueblo se levantó de mañana, y edificaron allí
altar, y ofrecieron holocaustos y ofrendas de paz. Y dijeron 5
los hijos de Israel: ¿Quién de todas las tribus de Israel no subió
a la reunión delante de Jehová? Porque se había hecho gran
juramento contra el que no subiese a Jehová en Mizpa, diciendo:
Sufrirá la muerte. Y los hijos de Israel se arrepintieron 6
a causa de Benjamín su hermano, y dijeron: Cortada es hoy
de Israel una tribu. ¿Qué haremos en cuanto a mujeres para 7
los que han quedado? Nosotros hemos jurado por Jehová que
no les daremos nuestras hijas por mu…

JUECES CAPITULO 20 VERSOS 1 AL 48

JUECES CAPITULO 20 VERSOS 1 AL 48
20 Entonces salieron todos los hijos de Israel, y se reunió la
congregación como un solo hombre, desde Dan hasta Beerseba
2 y la tierra de Galaad, a Jehová en Mizpa. Y los jefes de todo
el pueblo, de todas las tribus de Israel, se hallaron presentes en
la reunión del pueblo de Dios, cuatrocientos mil hombres de a
3 pie que sacaban espada. Y los hijos de Benjamín oyeron que
los hijos de Israel habían subido a Mizpa. Y dijeron los hijos de
4 Israel: Decid cómo fue esta maldad. Entonces el varón levita,
marido de la mujer muerta, respondió y dijo: Yo llegué a Gabaa
de Benjamín con mi concubina, para pasar allí la noche.
5 Y levantándose contra mí los de Gabaa, rodearon contra mí la
casa por la noche, con idea de matarme, y a mi concubina la
6 humillaron de tal manera que murió. Entonces tomando yo
mi concubina, la corté en pedazos, y la envié por todo el territorio
de la posesión de Israel, por cuanto han hecho maldad y
7 crimen en Israel. He aquí todos…